Los bad boys

Como bien dijo KaL en su bitácora, el fin de semana pasado jugamos contra Cherookee y ganamos. Sin duda fue el partido de la temporada porque conseguimos ganar en la prórroga y gracias a los tiros libres. En nuestro equipo tenemos al sexto jugador, Mario, que se encarga de ser la cabeza pensante del equipo y de tomar estadísticas. Además, dada su profesión (periodísta) suele escribir crónicas sobre los partidos.

Dado que este partido fue especial se ha currado especialmente la crónica. Si estais interesados podeis descargarla desde el enlace. Comprendo que muchos no la bajareis, pero cabe destacar que se ha currado una imagen muy graciosa sobre "los héroes del partido".

Héroes San Pan

Héroes

Me hace especial gracia la foto de kal (el que está a mi lado para quien no le conozca :P). ¡Gracias Mario!

Historias de taxistas

No soy muy aficionado a los taxis, pero hay ocasiones en la que prácticamente te ves obligado. Mi situación era propicia a ello. Al salir por Madrid, había dejado el coche en el Campo de las Naciones para coger allí el Metro. A la vuelta, perdí el último tren y no pude volver, así que fui a Avda. de América y allí decidí que la mejor opción era coger un taxi.

Me monto. "campo-de-las-naciones-por-favor" e iniciamos el viaje. Tras 3-4 minutos de silencio, iniciamos una conversación sobre el cinturón de seguridad. Cambiamos de tema y le comento las razones de ir a un sitio con tan poca vida a esas horas de la noche, a lo que el taxista me contesta:

- "Pues por ahí hay una calle que se llama... (pensando) blablubli (no recuerdo el nombre). Le suelen llamar la colina de los condones (enigmatico nombre, vive Dios)."

Como culturilla no está mal, pero no podía imaginar que lo peor estaba por llegar. Continua diciendo:

- "Una vez me pasó una cosa curiosa. Recogí a una mujer en la puerta de una de estas discotecas para gente madura, tendría unos 40 años la mujer, más o menos de mi quinta. Me dijo que le gustaba mucho y que quería hacerselo conmigo, pero yo paso de líos con las clientes, bueno, por lo menos con los clientas"

Esa última frase me hizo sonreir porque dio a entender que le molaba el rollo gay. El caso es que el tío daba a entender que era un tipo serio y fiel porque dijo claramente que no quería movidas y que se limitaba a transportar a la gente. Mas siguió diciendo:

- "Me dijo 'lo hacemos sin que pares el taxímetro, que a mi me da igual'. El caso es que intenté darle largas y le dije que no tenía condones para así quitarmela de encima. 'No te preocupes que yo sí tengo' me dijo ella. Así que nada... me la traje aquí."

En ese punto del trayecto la famosa "colina de los condones" estaba perpendicular a la calle por la que pasabamos. A los cincuenta metros llegamos al destino. Total: 8'70 EUR, el monólogo no tenaía recargo. Faltó preguntarle si después la cobró la carrera a la susodicha.

¿Alguna vez os han pasado historietas similares con los taxistas? Dejad un comentario contandola :)

Los gilipollas de Abril

Por si alguien no lo sabe, ayer fue 1 de Abril, es decir, el día de las inocentadas en los paises anglosajones. Yo sólo he visto un par de bromas, pero la mejor ha sido ver cómo la gente de ubuntu ha cambiado el tema de Gdm a lo siguiente:

Gdm Gdm 2
Tema normal
Tema gilipollas

No tengo ni idea de quienes son, pero tienen una pinta de frikis que no se puede aguantar :P

Subanales
Ayer fuimos a la noche más joven con la intención de bañarnos en la piscina, pero está en decadencia y han decidido abrirlo sólo una vez al mes. Esta gente del ayuntamiento acaba cagandola siempre. Se han puesto más restrictos a la entrada y han conseguido que la gente deje de ir. Quizás también es que comienza a hacer buen tiempo y la gente pasa de ir, no sé...

El hecho de ir era la excusa para conocer a Lola, la novia de Tinins. Es una tía de puta madre y tiene comportamientos subanales, jejejeje. Se van a ir al norte y quizás aprovechemos para hacer una incrusión y pasar un par de días por allí la semana que viene.

Viaje de recarga

De vez en cuando me resulta necesario acudir al monte a respirar aire limpio y desconectar aunque sea un par de días. El destino era Teruel, ese cacho de España muchas veces olvidado (que quizás por eso permanece tan bonito). El motivo del viaje era disfrutar con mis amigos subanales, y eso fue lo que hicimos. Faltó organización porque planeamos el viaje la tarde anterior, pero muchas veces así es como salen los mejores viajes.

Salimos el viernes por la mañana (cuando recibí la llamada) y llegamos sobre la hora de comer. Pasamos toda la tarde en el monte recargando las pilas para ir por la noche a la ciudad. Allí vimos la procesión, que es muy interesante porque tocan los tambores y el ruido es acojonante. Intentamos salir, pero no había fuerzas ni gente en los bares.

Al día siguiente fuimos al monte a asar unas sardinas que habíamos llevado. Coincidimos con una familia valenciana que nos hizo la hoguera y nos pasó unas aceitunas :P Estuvimos toda la tarde con la hoguera y volvimos por la noche a la contaminación. En definitiva un finde para recargar las pilas y limpiar los pulmones

Bronchales Bronchales Bronchales
En la hoguera
Meditando en el monte
Paseando


Recibir insultos medio sobado no es agradable

Esta mañana, sobre las 6:35 AM he recibido una llamada de teléfono de un número desconocido. Esta ha sido la conversación a grosso modo:

Yo: ¿Sí? (medio sobado)
Teléfono: ¿Está Rocío?
Y: No, te has equivocado. (manteniendo el tono de sobado)

Lamentablemente, la conexión duró poco más, o al menos yo no recuerdo más conversación, y se cortó. Al minuto recibo otra llamada:

Y: ¿Sí?
T: ¿Está Rocío?
Y: No, mira, te has vuelto a equivocar
T: ¿Te crees que soy gilipollas y que no sé marcar? Este numero es el seis cinco cuatro nueve mil quince. ¡No me he equivocado! ¡Dile que se ponga!
Y: Bueno, tu verás, pero te digo que te has equivocado.
T: Me cago en la concha de tu madre, ¡dile que se ponga! ¿Me oyes?

Estaba claro que aquel tipo no sabía marcar. Evidentemente, no tenía ganas de discutir con un desconocido a las 6 de la mañana, así que le colgué, pero ya me dejó con mal cuerpo y la sensación de que podía haberle hecho alguna putada, como decir "Ahora se pone" y dejar el teléfono descolgado hasta que se cansase. ¿Se os ocurren más? ¿Os ha pasado algo similar alguna vez? ¿Teneis alguna idea para devolverle la putada?


The Ubuntu Counter Project - user number # 7565


Distribuir contenido